Prueba del Papanicolau

También conocida como la prueba de Papanicolaou, esta fue desarrollada por primera vez por G. N. Papanicolaou y sus colegas en la década de 1940. Una prueba de Papanicolaou puede detectar células precancerosas y cancerosas en la vagina y el cuello uterino. El cuello uterino es la parte inferior del útero que conecta la vagina con la parte principal del útero.

 

En una prueba de Papanicolaou, se extrae una pequeña muestra de células del cuello uterino con un cepillo o una espátula. La siguiente imagen muestra el proceso. El procedimiento no es doloroso ya que solo se toca la superficie del cuello uterino. Luego, las células se extienden sobre un portaobjetos y se examinan con un microscopio. Una prueba de Papanicolaou puede identificar células anormales y detectar cambios antes de que el cáncer se haya desarrollado por completo.12

El método de frotis directo se ha utilizado durante mucho tiempo y es relativamente económico. Las muestras de células se colocan directamente en un portaobjetos de vidrio y se envían al laboratorio. Los nuevos desarrollos han hecho que la prueba sea más eficiente, pero son significativamente más caras. Aún no se ha determinado si los nuevos métodos aumentan la sensibilidad de detección lo suficiente como para justificar el aumento del costo. Los dos nuevos métodos son la citología líquida, en la que la muestra de células se fija con un líquido especial antes de colocarla en el portaobjetos para hacer que las células del cuello uterino sean más visibles y la detección automática de células anormales utilizando una máquina.1

En 2018, los investigadores demostraron que el líquido recolectado por las pruebas de Papanicolaou también podría usarse para detectar cánceres de endometrio y ovario. La prueba se utilizó para identificar el cáncer en pacientes existentes. A continuación, intentarán detectar cánceres en mujeres que aún no han sido diagnosticadas con cáncer. Aunque la prueba no detecta todos los casos, es un comienzo emocionante porque no existen otras pruebas de detección para los cánceres de ovario y endometrio tempranos. También es no invasivo, un tipo de prueba llamada biopsia líquida.

El cáncer de cuello uterino generalmente se desarrolla lentamente a partir de células precancerosas. Mediante la detección temprana de cambios, el tratamiento puede usarse para prevenir el desarrollo del cáncer de cuello uterino. De 1955 a 1992, la muerte por cáncer de cuello uterino disminuyó en un 74%, en gran parte debido a la prueba de Papanicolaou.3

Hay ciertos factores de riesgo que ponen a una mujer en mayor riesgo de cáncer de cuello uterino. No todas las mujeres con estos factores de riesgo desarrollan cáncer de cuello uterino, pero hay muy pocas posibilidades de desarrollar la enfermedad si se evitan. Estas incluyen:

  • Infección del Virus del Papiloma Humano (VPH): hay muchas formas diferentes de este virus y algunas están asociadas con el desarrollo de verrugas genitales y otras formas están asociadas con el desarrollo de cáncer. El VPH puede transmitirse de una persona a otra a través del contacto sexual y los condones no son completamente efectivos para prevenir la infección.
  • Fumar: se han encontrado varias sustancias cancerígenas provenientes de los cigarrillos en el moco cervical de las mujeres que fuman, lo que las coloca en un riesgo mucho mayor de desarrollar cáncer de cuello uterino.
  • Infección del Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH): debido a que este virus debilita el sistema inmunológico de las personas infectadas, pueden desarrollar cáncer más rápidamente de lo normal.

No se pueden evitar otros factores, como la edad y los antecedentes familiares, pero se deben tener en cuenta al considerar la realización de la prueba.

Para más detalles y/ información, por favor visite la sección de cáncer cervical debajo de cáncer por tipo.

Para más información aecrca del cáncer cervical visita la página del Winship Cancer Institute of Emory University.